Locales con encanto para una velada romántica

Por | 20 julio, 2016 | 0 comentarios

Turkana Bar, en la Latina

Turkana Bar, en la Latina

Este artículo gustará a aquellos que defienden que todos los días son San Valentín. El verano, además, es un periodo romántico, pasional, de por sí. Busca los rincones para exaltar tu amor, como en Turkana Bar, que gasta la etiqueta de “el primer bar solidario de Madrid”, ya que los beneficios son destinados para una causa social en Kenia.

Solidario pero también coqueto y agradable, no te pierdas las mesitas del piso de arriba, con vistas a la calle Segovia y al viaducto homónimo, especialmente gustosas al atardecer. Ofrecen raciones de distintos tipos, hummus, tacos, ceviches, tartar de salmón pero sobre todo una carne que es uno de los secretos de los vecinos de la Latina. Por 28 euros, para compartir, un chuletón de ternera, en finos filetitos, que en otros asadores sirven al doble de precio. No te lo pierdas.

La taberna de El Mollete es otro de esos lugares con encanto, no especialmente masificados ni muertos de éxito, aunque lo merezcan. En la calle la Bola 4, junto al Teatro Real, dispone a apenas seis mesitas en la planta superior, que recuerda por cierto a un tren de época. Comida casera y tradicional de gran calidad, como sus alcachofas con foie, croquetas de gorgonzola o huevos rotos preparados con mucho arte. Buena relación calidad precio y servicio muy amable.

No tan reconcentradito, en pleno Barrio de las Letras, bien merece una visita el restaurante italiano Come Prima. Atmósfera agradable, suavemente rojiza, ideal para una cena íntima. Sin desmerecer del resto de propuestas, es un lugar para disfrutar de la auténtica pasta italiana, aunque el ‘vitello tonnato’, carne fina con una salsa especiada, tiene merecida fama.

Por último, y para esto tendrás que probar suerte ya que la lista de espera es amplia, la Vinoteca Moratín es uno de esos lugares han sabido aportar un toque delicado que ha conquistado a los comensales más exigentes.

Categorías: Madrid Gastronomía

Deja un comentario

Su dirección de e-mail no será publicada. Los campos obligatorios se indican con*

*